11.3.08

De pinta nuclear

Hoy en la tarde, nos fuimos de pinta buena parte de mi grupo de trabajo. Fue una pinta organizada con mucha anticipación y harta burocracia, pero de cualquier manera implicó que nadie trabajó en la tarde. Resulta que uno de nuestros compañeros conoce a alguien que trabaja en el reactor nuclear que está al lado de nuestro instituto y nos organizó una visita guiada.

Hubo que llenar formas, llevar pasaportes, llenar más formas, y jurar que no había nadie embarazado o con problemas de salud entre el grupo. Después de dejar nuestros tiliches en el guardaropa, nos hicieron ponernos unos cubre-zapatos que eran una versión sofisticada de los que le ponen a los papás para ver nacer a sus hijos. Nos basculearon igualito que en el aeropuerto, nos dieron un gafete, y le dieron un dosímetro a un representante del grupo.

Primero nos llevaron a ver la alberca del reactor desde arriba. Se ve como una fosa de clavados llena de tubos, aparatos y con agua completamente cristalina. Desafortunadamente, la parte cercana al reactor, en la que hay agua pesada y se puede observar el efecto Cherenkov, no es visible en éste caso, asi que me quedé con las ganas. Debido a que el reactor es para investigación y no para producir energía, el núcleo es bastante pequeño y el agua en la alberca no pasa de 30 grados. Debido a la pequeña cantidad de uranio que utiliza, es practicamente imposible que suceda un accidente catastrófico en él. No tiene suficiente poder para tronar nada.

A continuación, nos llevaron a la parte de los experimentos. El reactor produce haces de neutrones de varias densidades y distintas energías. Como inevitables productos de la reacción, también produce rayos gama y rayos X. El meollo del asunto está en que un haz de protones puede penetrar varios materiales y rebotar en otros, pero los materiales en los que lo hace, son diferentes a los de los rayos X, asi que puede sacar "radiografías" de materiales diferentes como plásticos, tejidos, fluidos y ciertos metales.

Los ejemplos que nos mostraron fueron videos de motores en funcionamiento, en los que por primera vez pueden ver con detalle qué hace el aceite cuando el motor está caminando. No se me había ocurrido que el aceite es transparente a los rayos X y por lo tanto nunca nadie había visto directamente qué le pasa al aceite adentro de un motor. Otra aplicación es que pueden medir muy bién el grado de tensión en un material (por ejemplo, partes de trenes o aviones) y predecir si la pieza todavía aguanta un rato o si está a punto de tronar. Lo que a mí más me gustó fue cuando nos mostraron la reconstrucción tridimensional de un pulmón de rata (hecha de muchas imágenes bidimensionales), que es imposible hacer con rayos X porque el tejido es demasiado delgado.

Según nuestro guía, el reciente resultado sobre el cabello de Napoleón se hizo parcialmente en ese reactor, aunque la nota de El País menciona a otro reactor.

Un porcentaje importante del tiempo del reactor se utiliza para investigación, y el tiempo se reparte de una manera muy similar al tiempo de telescopio, con propuestas y comités. Otra parte se utiliza para asuntos comerciales, es decir, se vende. Hay algunos materiales que sólo se pueden obtener radiándolos, como cierto silicatos "contaminados" para hacer semiconductores. Una de las aplicaciones más importantes es la radiación para tratamientos contra el cancer. Nos mostraron la sala donde todas las semanas se reciben pacientes que van por medio minuto de radiación.

Al final de la visita uno tiene que pasar por una máquina que mide radiación y que para nuestra fortuna nos dijo "kein Kontamination"... o algo por el estilo. El dosímetro colectivo marcó cero a la salida. Cerramos la visita admirando la fabulosa cámara de niebla que tienen a la entrada, donde uno puede ver todo el tiempo los montones de rayos cósmicos y partículas varias que cruzan en todas direcciones. Nuestras favoritas fueron las partículas alfa, hacen unos como gusanos gorditos en la cámara de niebla, chulísimos.

De salida el organizador sugirió ir a tomar una chela al "bar" del campus. Nadie dijo que no y asi perdimos lo poco que le quedaba a la tarde.

3 comentarios:

Marcos dijo...

Suena padre, lastima que no hay fotos (supongo que no permiten).

Deberias poner un tour fotografico de tu telescopio, a lo mejor unos QTVR, tu lo ves diario pero tus lectores nomas escuchamos comentarios.

Julia dijo...

Wow, that sounds like such an awesome visit! And from the hilarious tales of online translation, the cloud chamber was translated "camera of fog", which is quite poetic, actually.

Eva dijo...

En efecto, no permiten fotos.

¡Ja!, brincos diera Kirsch. NUNCA he visto ninguno de los telescopios que toman mis datos. Al menos le acabo de pedir a Niv que traiga fotos del telescopio que está usando ahora mismo. Ese sí lo he visto y es fotogénico.