28.10.10

Morcheeba

Ya rapidito les cuento el chisme del boleto de concierto que me cayó del cielo, si no nunca me voy a poner al corriente.

Mis amigos me habían sugerido comprar boleto con anticipación, pero era justo el día de las vacunas de Leah, así que preferí verme conservadora y no lo compré. Resulta que Leah no tuvo ninguna reacción, y esa tarde me preguntó mi amiga si quería tomar el boleto de alguien que no podía ir. Niv me dió la luz verde y que agarro y que me voy.

Poseo un disco de Morcheeba y he oido uno más varias veces, pero hace mucho tiempo que no me cruzaban por el radar. Mis expectativas no eran muy ambiciosas al verlos en vivo y afortunadamente fueron rebasadas con creces. Para empezar, son una bandota, cinco músicos más la cantante. Varios de los sonidos vienen de instrumentos genuinos, y no de cajitas de ritmo. Vaya, hasta la tornamesa se ve artesanal.

La otra gran sorpresa fue la cantante. Ya sabíamos que era buena, y guapa, pero resulta que además es super simpática y chacotera. Todo el concierto tirando choros y cabuleando con el guitarrista (que cláramente es el lider de la banda). Derrocha encanto pues. Para mi sorpresa, más de la mitad de las canciones me fueron conocidas, y las otra mitad las disfruté mucho aunque no las conociera. Me dieron ganas de comprarme el nuevo disco.

Muy buena noche cortesía de un boleto perdido y la generosidad de mi maridito y mi hija (que se portó bien en mi súbita ausencia).


Parecía que un vecino del barrio organizó el concierto.

Eso me pasa por llevar sólo el teléfono

20.10.10

Experimento... fallido

El otro día se me ocurrió que podía usar mi tripié para tomarme una foto con Leah en su gimnasio. Cuando Niv llegó y vió la operación, decidió unirse... no resultó exitoso el experimento. Creo que a mi hija le gusta tener sus espacios para ella.

"Oh, mamá vino a visitarme"

"Mmh, papá también"

"¡Déjenme en paz!"

13.10.10

Tres meses

Tres meses

Hoy celebramos los tres meses de Leah yendo a solicitar su pasaporte alemán, yendo a trabajar al instituto, visitando al maestro de alemán, y finalmente, cenando coreano. Aguantó muy bien el día movido, que además estaba bastante helado. Me dio envidia lo calientito de su carriola.

Ayer la registramos oficialmente como mexicana, así que ya es paisana, y aparte solicitamos su pasaporte. Dado que los burócratas mexicanos se tardan una cantidad de tiempo muy variable para entregar pasaportes en el extranjero, existe la posibilidad de que el pasaporte no llegue antes de que nos vayamos... creo que se nos podría venir encima una pesadilla migratoria, veremos.

Mañana le toca cita con el pediatra y una buena cantidad de vacunas. Ya le tengo preparado un juguetito de premio/consolación, según cómo se porte y cómo le afecten las vacunas. Movidita la semana de su cumplemés.

10.10.10

Rompecabezas

Le copié la figura al buen Kirsch. Se trata de decir cuál es el radio del círculo usando la información en el dibujo sólamente, sin sacar la regla y medir. Avisen si lo resuelven pero POR FAVOR no pongan la respuesta. Me apena confesar que yo me tardé mucho más de lo razonable en resolverlo.



9.10.10

Avances

Por angas o mangas, hace rato que no reporto los avances de Leah, que a estas alturas del partido se saca una gracia nueva casi diario. No se si les conté que ya aprendió a gritar, onda "¡pélame!", o "¡no me gusta!". También se ha hecho afecta a los pucheros y de vez en cuando se ha mostrado muy sentida cuando uno le habla fuerte o la ve de una manera que no le apetece. En el lado más amigable de las cosas, está increiblemente parlanchina, se saca unos sonidos fabulosos que yo no puedo reproducir. Uno fue una especie de gorgorito de paloma que pude captar en video (y que no ha vuelto a hacer tal cual), otro que hizo hoy fue una especie de risa fingida, como haciendo "¡ha!", que me hizo carcajearme, se veía muy histriónica ella.

Se ha hecho francamente difícil captar gracias en foto o en video porque en cuanto aparece una cámara (o la pantalla de skype en la compu) ella se muestra interesadísima en el objeto, se pasma, y deja de hacer la gracia. Otra novedad de los últimos días es que a la muchacha le gustan las canciones rancheras. Puse un disco de Los Lobos que comienza con su versión de "Volver volver". Al cantarle la canción, aquella pegó una enorme cantidad de gritos de felicidad, sonrió ampliamente y brinco como loca. He vuelto a poner a canción y la mata de risa cada vez. No he logrado el mismo efecto con otras canciones.

Ya pasó por completo a las tallas de ropa que corresponden a tres meses, que incluyen prendas más "elegantes" que las de más chiquita, A últimas fechas ha usado más vestidos y pantaloncitos monones. Abajo les pongo unas muestras. Como hemos estado solas (con el papá de viaje), le acabé tomando casi todas las fotos en su sillita. Aclaro que sólo quito el calzón de seguridad para la foto, no quiero que crean que soy una madre tan irresponsable.

El anuncio más importante es que anoche se despertó para comer por primera vez a las 6:45am, cosa que por poquito ya no califica como noche, así que casi podemos decir que durmió la noche de corrido. Sé suficiente como para no ilusionarme y pensar que se va a repetir todo el tiempo, pero al menos me hace pensar que hay esperanzas en el mediano plazo. Hace una semana me descubrí durmiendo realmente profundo por primera vez desde que nació... ahi la llevamos.


video


Vestido y shorts

Leah Bros

Modelando su excelso vestido de seda haciendo la pose de Cuauh

Sus primeros jeans

7.10.10

Anuncio

Es asombroso como algunas adquisiciones nos hacen sentir las vida más concreta. Acabo de adquirir unos boletos de avión y ahora siento que es el momento preciso para anunciar que el viaje es sin "V" de vuelta. La familia Drory Noyola habitará a partir de enero próximo en la ciudad que me vio nacer. Los adultos de la familia van a estar empleados en la UNAM y esperamos que la pequeña pueda encontrar pronto una guardería en la que comenzar a hacer amiguitos chilangos.

La cantidad de papeléo que hemos hecho y que tenemos por delante es escalofriante y ni hablar de la complicación de la mudanza. La pobre de Leah ni se imagina el torbellino que se le viene encima a final del año. Por más sazonado que esté uno en eso de mudarse (y miren que lo estoy), no deja de ser una tarea titánica.

Honestamente, en los últimos años pensé que la idea de volver a mi tierra era un sueño guajiro, pero la coyuntura de la crisis económica mundial y sus efectos en la academia acabaron poniendo las piezas necesarias para que ese regreso se concretara. Por supuesto que existe la incertidumbre de como se adaptará mi marido al no-primer mundo, y como me adapatré yo a mi país 10 años después de haberlo dejado. Dicen por ahi que el que no arriesga no gana.

¡Voy a volver a ser puma legal!

2.10.10

Oktoberfest: bicentenario

Mi dulce maridito accedió a cuidar a la pequeña para que yo pudiera darme una vuelta al Oktoberfest éste año. Me daba cosa no ir a ver el lugar precisamente en su aniversario 200, y aparte no podía dejar de disfrutar el supremo sabor de los pollos rostizados que sólo ahi saben tan buenos. Llegué acompañada de Jen y Jen, ambas propiamente ataviadas con sus respectivos dirndl. Yo, decidí celebrar dos aniversarios importantes con mi atuendo, el de mi patria (200) y el de mi alma mater (100, que se celebraba ese mismo día, por cierto). El día lo elegí porque es en el que va la visita organizada de mi instituto.

La experiencia me ayudó a confirmar varias cosas: el pollo es en efecto supremo y vale la visita, un maß de apfelschorle es mucho, la gente de mi grupo ya no se revienta (no fue casi nadie), y last but not least, estar en una tienda sin chupar lo cansa a uno en un par de horas. Sí bailé y brinqué un poco, pero sin la cerveza fluyendo por las venas, lo hice meas por obligación que por entusiasmo. De salida me empaqué la tradicional fruta cubierta de chocolate y estuve un rato frente a mi atracción favorita, en la que los borrachos caen uno tras otro sobre una banda movediza. Cumplí con celebrar de acuerdo a mis circunstancias.

Jen #1

Jen #2
Nótese la falta de espuma en mi tarro

A lo que te truje Chencha

Celebrando todo

Aloisius
Mi atracción favorita




Increible las sandeces que se encuentran en Bavaria